ODS17. Todos somos sanidad | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Participación Activa y Desarrollo de la Comunidad
Grupos de interés:
 Grandes empresas

ODS17. Todos somos sanidad

Ahmed Hababou, Director General de Carburos Metálicos
 

15-05-2020

Una de las lecciones que debemos extraer de la pandemia es que la colaboración público-privada resulta esencial para dar respuesta a situaciones límite como la que ha provocado el COVID-19 en el ámbito sanitario
 
El pasado 14 de marzo, la actividad de Carburos Metálicos se convertía en esencial en la lucha contra el nuevo coronavirus tras decretarse el estado de alarma ya que, a lo largo de las siguientes semanas, el oxígeno que produce la compañía iba a ser uno de los medicamentos fundamentales en el tratamiento de los pacientes más graves.
 
Desde el inicio de la crisis provocada por el COVID-19, la compañía ha colaborado estrechamente con las autoridades sanitarias para dar respuesta a las necesidades planteadas. Esta situación ha puesto de manifiesto que la colaboración entre todos los actores que formamos parte del sistema sanitario, ya sean organismos públicos o empresas privadas, es esencial y que debemos hacer lo necesario para fortalecer nuestra capacidad de dar una respuesta conjunta a eventualidades como la actual, porque todos somos sanidad.
 
Un ejemplo de esta cooperación la hemos visto con las crecientes necesidades de suministro de gases medicinales de uso hospitalario y la gran necesidad y demanda de ampliación de centros sanitarios para reconvertir espacios destinados originalmente a otros fines e incrementar notablemente el número de salas y camas disponibles para poder albergar y atender a un número creciente de pacientes. En algunos casos, las autoridades sanitarias decidieron aliviar la presión de las instalaciones existentes mediante la creación de hospitales de campaña. En ellos, la red de suministro de gases medicinales actúa como su columna vertebral, ya que da soporte tanto a los pacientes como a otros servicios imprescindibles para los tratamientos y cuidados que deben recibir.
 
Hemos tenido que actuar en numerosos puntos de España de forma casi simultánea, debido a la emergencia en la que se encontraban tanto centros de salud como hospitales y residencias de personas mayores. También hemos coordinado la mayor red de suministro y distribución de gases medicinales creada hasta la fecha en España como respuesta a la expansión del COVID-19: el hospital de campaña de Ifema en Madrid.
 
En el transcurso de esta crisis sanitaria, hemos sido testimonios de numerosos ejemplos de solidaridad de los propios ciudadanos e incluso la fuerza de la colaboración entre empresas competidoras -como ha sucedido en nuestro sector- para cumplir los plazos extremadamente urgentes que la situación imponía, y se ha puesto en valor la colaboración del sector privado con el sistema nacional de salud. En nuestro caso, hemos trabajado estrechamente con ingenieros hospitalarios, técnicos, médicos, enfermeros y la propia administración. Sin ellos tampoco hubiera sido posible ofrecer los servicios que se precisaban para luchar contra la pandemia.
 
Debemos entender que esta cooperación entre el sector público -que cuenta con los mejores profesionales y la mejor asistencia- y las empresas privadas es una receta imprescindible más si cabe en estos momentos. Porque las empresas de gases medicinales, ingeniería hospitalaria y muchas otras como las de catering, limpieza, logística, mantenimiento y electromedicina, etc. Todos somos sanidad.