ODS 17. Cómo no dejar a nadie atrás desde una empresa de Outsourcing | Corresponsables.com España

ODS 17. Cómo no dejar a nadie atrás desde una empresa de Outsourcing

Graciela de la Morena Carra, Directora de RSC grupo Konecta y Fundación Konecta

23-10-2020

“Nuestro modelo, Work Anywhere Agents, permite a los empleados trabajar usando las mismas herramientas desde la sede de la propia empresa, desde la sede de Konecta o desde su propia casa”.
“El intercambio de experiencias con otras empresas es un refuerzo importante para todos, mientras procuramos paliar los efectos del COVID-19”.

 ---
Desde Konecta y Fundación Konecta trabajamos comprometidos –más en estos momentos de crisis– por hacer realidad el lema del Pacto Mundial de Naciones Unidas: “No dejar a nadie atrás”. 

Un compromiso reforzado con los años

El Pacto Mundial de las Naciones Unidas está celebrando su 20 Aniversario. También Konecta group celebra, por partida doble: 20 años de actividad empresarial y 20 años junto a la Red Española del Pacto, pues fuimos la primera empresa del sector de Outsourcing y Business Process Outsourcing (BPO) en adherirnos.
La Fundación Konecta cumple, por su parte, 15 años. Han sido años de trabajo por reducir las desigualdades, proporcionando empleos de calidad (casi 15.000 empleos, curiosamente). También 15 años sensibilizando al sector empresarial con un mismo mensaje: tenemos que avanzar hacia un mundo inclusivo y no dejar a nadie atrás.
Konecta frente a la pandemia 

Esta pandemia está dejando muchas secuelas en los colectivos más vulnerables. Empezamos a observar un aumento de las desigualdades y casos de discriminación, y deseamos poner todos nuestros esfuerzos en ayudar a estas personas, diseñando métodos de trabajo que faciliten su crecimiento e integración. Nuestro foco es el empleo, por eso hemos diseñado nuevos itinerarios y herramientas de integración adaptadas a la situación actual para facilitar su acceso al empleo. Desde la fundación Konecta también promovemos proyectos que favorecen la integración social y laboral de las personas en riesgo de exclusión. Tenemos gran experiencia en proyectos vinculados al sector de Contact Center.

Apostamos por el teletrabajo como medio de inclusión

Para nuestros empleados hemos puesto a disposición Konecta Cloud, una iniciativa que combina operaciones, tecnología y seguridad. Se trata de una solución innovadora y moderna para la gestión de trabajadores remotos. Nuestro modelo, Work Anywhere Agents, permite a los empleados trabajar usando las mismas herramientas desde la sede de la propia empresa, desde la sede de Konecta o desde su propia casa.
El teletrabajo es una excelente opción para potenciar el empleo de personas con otras capacidades. Basado en el desarrollo de las nuevas tecnologías, el teletrabajo evita que empleados con discapacidad física tengan que trasladarse hasta los centros de trabajo. Según un reciente análisis de la Dirección de Servicios Sociales de la Comunidad de Madrid, el teletrabajo podría ser una potente alternativa para garantizar la participación en el empleo de las personas con discapacidad, especialmente cuando ésta afecta a su movilidad”. Algunos puestos “tienen un alto potencial de contratación en régimen de teletrabajo, fundamentalmente en el área de Atención al Cliente e Informática: operador de call center, grabador de datos, administrativo, gestor de cobros, diseñador web o programador”. 

Este punto es especialmente relevante teniendo en cuenta las altas tasas de desempleo entre personas de este colectivo. Según una previsión realizada por Fundación Konecta y basada en un estudio reciente de la OCDE, el desempleo de personas con discapacidad en España a finales de 2021 alcanzará el escalofriante dato del 30,7%.

Zonas rurales y despoblación

El teletrabajo es una oportunidad para el desarrollo de zonas rurales y evitar la despoblación en España. Para que el teletrabajo se convierta en una opción viable y real en multitud de poblaciones rurales, pueden ser necesarias unas mejores infraestructuras de comunicaciones. Pero no cabe duda de que este modelo abre las puertas a un nuevo desarrollo y, quizás, a una segunda juventud para los entornos rurales. Más aún: el teletrabajo puede ser una elección habitacional para muchos trabajadores, una vez no sea necesaria su presencia en los centros laborales de la ciudad.

Otra consecuencia del teletrabajo es la mejora de nuestro medio ambiente, gracias al descenso de emisión de gases contaminantes por transporte y al descenso de ocupación de suelo urbano.

El teletrabajo puede acercarnos un poco más a esa sociedad a la que dirige sus esfuerzos la Organización de Naciones Unidas en su Agenda de Objetivos de Desarrollo Sostenible para el año 2030: una sociedad más comprometida, más inclusiva, más responsable y más sostenible. En esa línea trabajamos también desde el Observatorio Empresarial para el Crecimiento Inclusivo.

El intercambio de experiencias con otras empresas es un refuerzo importante para todos, mientras procuramos paliar los efectos del COVID-19 con un crecimiento inclusivo, sin olvidar las necesidades de las personas más vulnerables.