ODS3. La Fundación CEOE y la Fundación Freno al Ictus se unen en la lucha contra el ictus desde el sector empresarial | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Prácticas Laborales
Grupos de interés:
 Grandes empresas,  Tercer sector
Sectores:
 Entidades No Lucrativas

ODS3. La Fundación CEOE y la Fundación Freno al Ictus se unen en la lucha contra el ictus desde el sector empresarial

Las empresas se comprometen a colaborar para concienciar en los entornos de trabajo sobre la necesidad de cuidar la salud laboral y lograr una detección precoz del ictus

30-04-2021

La presidenta de la Fundación de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Fátima Báñez, y el presidente de la Fundación Freno al Ictus, Julio Agredano, han firmado un acuerdo de colaboración para concienciar a empresas y trabajadores acerca de la necesidad de cuidar la salud laboral y lograr una detección precoz del ictus.

De esta forma, el sector empresarial se compromete a contribuir activamente a mejorar los índices de impacto de esta enfermedad en nuestro país a través de distintas acciones de concienciación y formación.

El convenio también pretende que el sector empresarial sea clave en la cadena de supervivencia frente a un ictus, impulsando la creación de espacios cerebroprotegidos entre las organizaciones donde los trabajadores sean capaces de identificar y actuar en caso de que ocurra un ictus en sus instalaciones.

Para ello, se organizarán webinars informativos en las empresas asociadas a nivel nacional, con el objetivo de informarles de la importancia de actuar con rapidez ante esta enfermedad y de cómo pueden convertir a su empresa en un espacio cerebroprotegido para sumarse a la lucha contra el ictus.

Brain Caring People

Las acciones para informar y formar a las empresas y sus empleados en el conocimiento de los factores de riesgo de ictus y su prevención, las señales de alarma y la correcta actuación para ganar tiempo al reloj, tienen correspondencia en el reconocimiento que la Fundación Freno al Ictus otorga a las empresas que las desarrollan, bajo el título Brain Caring People.

Este reconocimiento se encuadra dentro de las acciones que se desarrollan en las organizaciones sobre empresa saludable y salud corporativa, prevención de riesgos laborales, vigilancia de la salud, responsabilidad social empresarial (RSE) y el cumplimiento de los objetivos de desarrollo sostenible sobre salud, garantizar una vida sana y promover el bienestar en la sociedad (ODS 3).

Informar y formar al colectivo de empleados de una organización es fundamental en la lucha por la prevención de esta enfermedad, ya que permite evitar los factores de riesgo y es un elemento clave a la hora de poder reaccionar a tiempo antes las señales de alarma. Y es que el 80% de los empleados de una empresa no conocen el impacto real de la enfermedad.

Fátima Báñez, presidenta de la Fundación CEOE, afirma que “con este convenio se refuerza el compromiso social de las empresas españolas y se hace una llamada a la responsabilidad de todos, en este caso a través de la necesaria labor de concienciación sobre la importancia de preservar la salud en el ámbito laboral y un entorno de detección precoz del ictus”.

Julio Agredano, presidente de la Fundación Freno al Ictus, explica que “la reducción del impacto del ictus en la sociedad pasa por acelerar la cadena de supervivencia ante un ictus y para eso es fundamental el apoyo del mundo empresarial. El primer eslabón de esa cadena somos las personas, personas que seamos capaces de identificar y actuar correctamente ante un ictus. Las empresas tienen esa capilaridad de poder llegar a través de sus empleados a la sociedad, entorno laboral, social y personal. Los empleados de una empresa pueden marcar la diferencia”.
 

“Espacio cerebroprotegido”

Un Espacio Cerebroprotegido es un lugar de trabajo, donde sus empleados cuentan con la formación adecuada para detectar y actuar en caso de que un ictus se presente en sus instalaciones. Una formación dirigida al personal que se encuentra en continuo contacto con otros compañeros o con su cliente, con el objetivo de identificar, estabilizar y actuar en caso de un ictus, siendo los primeros en activar el protocolo código ictus a través del 112.

“Espacio cerebroprotegido” es una certificación obtenida a través de una formación online que ha sido desarrollado con la colaboración de la Sociedad Española de Neurología (SEN) a través de su Grupo de Estudio de Enfermedades Cerebrovasculares (GEECV). Además, forma parte del proyecto Brain Caring People, que está avalado por la propia sociedad científica y cuenta con el apoyo de la Asociación Española de Especialistas en Medicina del Trabajo (AEEMT) y la Asociación Española de Servicios de Prevención Laboral (AESPLA).
 

El ictus en cifras

Informar a la población es clave en la lucha contra esta enfermedad que, según cifras de la Sociedad Española de Neurología (SEN) en España, sufren unas 120.000 personas cada año, de los cuales al menos un 15% fallece y entre los supervivientes, en torno a un 30% queda en situación de dependencia funcional.

Uno de cada 4 adultos mayores de 25 años sufrirá un ictus a lo largo de su vida y el 35% se producen en edad laboral. En todo el mundo, cerca de 14 millones de personas sufrirán un ictus este año y, como resultado, 5,5 millones morirán.

La buena noticia es que el 90% de los ictus se pueden prevenir con un adecuado control de los factores de riesgo. Además, en el caso del ictus, cada minuto, cuenta. Por eso es tan importante llamar al 112 ante la presencia de algún síntoma de esta enfermedad neurológica como pueden ser: debilidad o parálisis facial en un lado de la cara, pérdida de fuerza en brazo y/o pierna de un lado del cuerpo; la alteración repentina del habla con dificultad para expresarse o para entender lo que se nos dice.