ODS16. Lilly dobló su esfuerzo para responder a sus grupos de interés en 2020 | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Asuntos de Consumidores,  Gobernanza,  Prácticas Laborales
Grupos de interés:
 Grandes empresas
Sectores:
 Farmacéutico,  Industria,  Químico

ODS16. Lilly dobló su esfuerzo para responder a sus grupos de interés en 2020

Lilly publica su Estado de Información No Financiera (EINF) trasparentando su desempeño en la sociedad, buen gobierno y medioambiente (SGE)

19-07-2021

Lilly ha hecho público su Estado de Información No Financiera (EINF) 2020 en el que recopila su desempeño en la sociedad, buen gobierno, y medioambiente (SGE) y con el que la empresa da a conocer sus resultados no económicos a través de los cuales rinde cuentas a sus grupos de interés, respondiendo, así, a su compromiso con la transparencia, siguiendo el estándar GRI. En un año marcado por la pandemia, Lilly ha sido una de las empresas innovadoras que más firmemente ha apostado por la investigación para obtener tratamientos eficaces frente al coronavirus.
 
Las contribuciones más importantes que se han hecho desde Lilly en 2020 para luchar contra la pandemia COVID-19, y así están reflejadas en el EINF 2020, se han centrado en cuatro ejes estratégicos: mantener la producción y suministro de medicamentos para que los pacientes puedan continuar con sus tratamientos; garantizar la seguridad, salud y bienestar de las personas que trabajan en la compañía; realizar contribuciones concretas a la comunidad a través del apoyo al sistema sanitario; actividades de voluntariado y donaciones; y aplicar la I+D para el desarrollo de nuevos tratamientos para la COVID-19.
 
El Estado de Información No Financiera 2020 de Lilly refleja su esfuerzo investigador, que se cuantifica en 55,3 millones de euros invertidos en investigación el pasado año en la filial española de Lilly.  A nivel global, Lilly ha invertido en I+D el 25% de lo que factura y, gracias a esta actividad, que constituye el pilar fundamental de su trabajo, en 2020, 90.341 nuevos pacientes han sido tratados en España con medicamentos investigados por Lilly y, en total, son 1.593.839 los pacientes españoles que reciben algún tratamiento desarrollado por la compañía.
 
Durante 2020 Lilly ha donado equipos de protección individual frente a la COVID-19 y ha establecido alianzas con 17 empresas para acelerar la llegada de los tratamientos. En España, ha desarrollado materiales específicos para pacientes (campaña #CuídateEnCasa) e intensificado su actividad de apoyo a los pacientes crónicos a través del programa Lilly Plus. La filial ha mejorado las condiciones de pago para sus proveedores más pequeños y ha donado más de 150.000 euros a colectivos en riesgo de exclusión social.
 
“Lilly une corazón con innovación para mejorar la vida de las personas en todo el mundo. Este es nuestro propósito y ha cobrado más sentido que nunca en 2020, un año que quedará para la historia como el año de la pandemia, pero también como el año en el que el esfuerzo por la sostenibilidad se hizo más patente. Fieles a nuestro compromiso, seguimos dando pasos para mejorar nuestro rendimiento en sostenibilidad, apoyándonos en nuestros grupos de interés, escuchando sus ideas y trabajando de manera conjunta, poniendo en práctica todo aquello que puede mejorar nuestra contribución a esta sociedad”, ha señalado Nabil Daoud, presidente de Lilly España, Portugal y Grecia.
 
Así resume el presidente de Lilly el objetivo de las mesas de cocreación iniciadas en 2020, un ejercicio de diálogo con los grupos de interés, gracias al cual la empresa ha escuchado sus propuestas y ha elaborado una serie de compromisos en los que ya se ha comenzado a trabajar y cuyos primeros resultados se reportarán en el EINF 2021.

La actividad investigadora y la producción de medicamentos que no ha cesado

En España, un centenar de científicos trabajan cada día en las fases más tempranas de la investigación desde el Centro de I+D en su sede de Alcobendas y además durante 2020 ha desarrollado 93 estudios en nuestro país con la involucración de 683 equipos de investigación repartidos en varios centros sanitarios y con la participación de aproximadamente 2.441 pacientes.
 
Más allá de la actividad investigadora, España es uno de los ocho países en los que Eli Lilly & Company tiene plantas de producción. De entre todas ellas, la planta de Alcobendas es la única fuera de Estados Unidos que suministra medicamentos a todo el mundo: el año pasado 200.843 millones de dosis fabricadas y empaquetó 51.090.488 envases.
 
“La mayor contribución de Lilly a la sociedad es el descubrimiento y desarrollo de medicamentos innovadores que mejoran la vida de las personas en todo el mundo. Pero nuestro impacto se extiende a cómo operamos y gestionamos nuestro negocio, cómo cuidamos el medio ambiente y cómo fortalecemos a las comunidades”, comenta Nabil Daoud, que añade que, por este motivo, “la evolución de nuestro trabajo en materia de generación de valor compartido (GVC) define mejor el papel que desempeña Lilly en la sociedad actual y también nuestra estrategia y esfuerzos ambientales, sociales y de gobernanza (ESG)”.

La plantilla: primer eslabón en el impacto social

En Lilly se apuesta por un empleo de calidad en el que el 92% de las contrataciones son indefinidas y se ofrece formación a los empleados. En concreto, durante 2020 cada empleado ha recibido, de media, 59,20 horas de formación, lo que supone un 10,70% más que en 2019. Lilly fomenta también la diversidad e inclusión en su plantilla mediante el equipo de los “Diversity Champions”, en los ejes de diversidad generacional, diversidad LGBTI+ y la diversidad de género. Cabe apuntar que el 53,54% de la plantilla son mujeres y que el 46,50% de los cargos de responsabilidad están ocupados por mujeres.
 
La percepción de sus propios empleados y las buenas prácticas y políticas de cultura organizacional han hecho que Lilly haya resultado, por tercera vez y por segundo año consecutivo, la mejor empresa para trabajar en España en 2020 según el ranking Great Place To Work, en la categoría de entre 501 y 5.000 empleados.

Su impacto en el ámbito de la Salud

Las Unidades de Negocio en las que Lilly organiza su actividad son Diabetes, Oncología y Biomedicinas, aunque en 2020 ha comenzado a trabajar en un área más para combatir la COVID-19. Desde estas áreas colabora con tres de sus principales grupos de interés: las asociaciones de pacientes -con proyectos de concienciación como #RespetaLaMigraña- así como con los profesionales sanitarios y la administración sanitaria -con información sobre los tratamientos que desarrolla y sobre las enfermedades en las que trabaja-.
 
En la misma línea, y con la misión de contribuir al desarrollo de la sanidad española en beneficio de la salud de los ciudadanos, se sitúa la Fundación Lilly, que lleva a cabo un buen número de actividades y programas dirigidos a fomentar la ciencia, contribuir a mejorar la práctica de la medicina y promover los valores del humanismo. En 2020 la Fundación ha seguido aportando valor compartido a través de convocatorias de premios, la celebración de encuentros virtuales y la publicación de contenidos médicos y científicos.

Impacto en las comunidades

Los empleados de Lilly trabajan para hacer crecer el negocio de manera responsable y sostenible mejorando la vida de las personas y beneficiando a la sociedad. A nivel global, tiene en marcha el programa Lilly 30x30, articulado a través de una alianza de salud global con el objetivo de mejorar para 2030 el acceso anual a atención médica de calidad para 30 millones de personas que viven en comunidades con recursos limitados.
 
En España, participan en actividades globales como el Día del Voluntariado, que en el 2020 se mantuvo, pese a la pandemia, aunque en formato virtual, y ya a nivel local con iniciativas como Desafío PRO, cuyo objetivo es la prevención del fracaso escolar a través del emprendimiento social y el desarrollo de las capacidades (soft skills) de los jóvenes. El año pasado 22 voluntarios de Lilly ayudaron a 151 estudiantes de secundaria, impartiendo 107 horas de formación e inspiración para que desarrollaran y adquirieran conciencia sobre sus capacidades.

5 años del Programa Emprende inHealth

En 2020 se celebró la V edición de Emprende inHealth, un programa de apoyo al emprendimiento social en el ámbito de la salud impulsado por Lilly en alianza con la Fundación UnLimited Spain, que impacta en la empresa, en la sociedad y en los emprendedores respondiendo a su perfil de programa estratégico y de valor compartido y que contribuye a los ODS 3 (salud), 8 (trabajo decente y crecimiento) y 17 (alianzas).

Reducción en consumos de energía, agua y plástico

Además del impacto económico y social, Lilly también ha trabajado en su huella medioambiental y, fruto del trabajo en este ámbito, ha conseguido en 2020 obtener el 100% de su energía eléctrica de fuentes renovables logrando, así, un 2,5% de mejora en la eficiencia en el consumo energético respecto a 2019. Y no solo eso, sino que la filial española ha reducido un 2,3% el consumo de agua total respecto a 2019. Además, se ha sustituido los agrupadores que usan film por otros que usan únicamente una banda de este material y, de este modo, Lilly pretende reducir el consumo de plástico de 45.000 Kg/año -cantidad utilizada en 2011- a 5.000 kg/año, en 2021. Los resultados de 2020 (7.877 Kg) son un 41,4% de ahorro frente a los obtenidos en 2019 (13.448 Kg).