ODS7. Organizaciones ecologistas reclaman enmiendas a la Ley de Cambio Climático que eviten que las energías renovables impacten negativamente en la biodiversidad  | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Medio Ambiente
Grupos de interés:
 Tercer sector

ODS7. Organizaciones ecologistas reclaman enmiendas a la Ley de Cambio Climático que eviten que las energías renovables impacten negativamente en la biodiversidad 

Ecologistas en Acción, SEO/BirdLife y WWF han enviado sus propuestas a los grupos políticos en el Congreso que, en estos momentos, debaten a puerta cerrada las enmiendas de la futura y necesaria ley de cambio climático

26-03-2021

Ante la creciente preocupación por el impacto sobre la biodiversidad de los grandes proyectos de energías renovables, Ecologistas en Acción, SEO/BirdLife y WWF han identificado los pasos necesarios para avanzar en la descarbonización de nuestra economía salvaguardando nuestra biodiversidad y asegurando una transición energética justa.
 
Las crisis climática y de biodiversidad son dos caras de una misma moneda, tal y como reflejan los informes de los paneles intergubernamentales de Naciones Unidas sobre cambio climático y biodiversidad (IPCC e IPBES). Las tecnologías renovables son necesarias, y para asegurar el buen desarrollo, ordenado y respetuoso con la biodiversidad, es imprescindible contar previamente con una planificación ambiciosa, criterios de priorización y procesos de evaluación ambiental rigurosos y garantistas, tal y como vienen reclamando las ONG ecologistas y la comunidad científica desde hace tiempo. Sin embargo, la implantación de estas energías se está produciendo actualmente sin una adecuada planificación territorial, lo que está llevando a que se consideren como adecuadas zonas de alto valor ecológico y paisajístico o superficies agrícolas y ganaderas de alto valor natural (áreas de secano, olivares centenarios, montes comunales, etc) con el consiguiente riesgo de dañar la biodiversidad y acelerar el despoblamiento rural.

Medidas necesarias

Para evitar estos problemas, las administraciones públicas deben dotarse de una arquitectura jurídica que permita que la implantación se vaya acometiendo primero en las zonas de menor sensibilidad para el patrimonio natural, aportando seguridad jurídica a promotores e inversores a partir de señales claras y con carácter vinculante. Dada la urgencia de ampliar el porcentaje de energía proveniente de fuentes renovables, y de hacerlo en zonas de baja sensibilidad para la biodiversidad, las organizaciones ecologistas han identificado diferentes acciones urgentes, entre las que destacan la inclusión de varias enmiendas en la ley de Cambio Climático y Transición Energética que se está tramitando en el Congreso:

  • Introducir enmiendas al Proyecto de Ley de Cambio Climático y Transición Energética (actualmente en tramitación en el Congreso de Diputados) para añadir la protección del patrimonio natural a los principios rectores de la ley y como consideración fundamental en sus objetivos, así como hacer una referencia explícita a evitar al máximo el impacto de las energías renovables en la biodiversidad.
  • De igual modo, la ley debe mandatar al Gobierno a aprobar de forma urgente un Real Decreto que desarrolle los preceptos recogidos en la ley para concretar y dirigir la implantación de las energías renovables hacia zonas de menor impacto empleando para ello los criterios necesarios en las subastas de capacidad y mapas de sensibilidad.
  • En concreto, la ley de cambio climático deberá fijar un plazo concreto de tiempo, que necesariamente tiene que ser corto dada la urgencia de acometer el desarrollo renovable, para que el Gobierno de España apruebe con urgencia un Real Decreto que desarrolle la relación entre planificación energética, planificación de la red eléctrica, subastas de capacidad y ordenación y zonificación del territorio vinculante, a partir del mapa ya elaborado por el Ministerio para la Transición Ecológica y Reto Demográfico, para garantizar una implantación de las energías renovables que minimice la especulación y asegure que la implantación de los proyectos de energía renovable se llevan a cabo primero en zonas de baja sensibilidad para la biodiversidad.

En el marco del debate de enmiendas de la Ley de Cambio Climático y Transición Energética, que se celebra estos días a puerta cerrada en el Congreso de los Diputados, las organizaciones ecologistas han trasladado estas medidas, junto a otras, para que los parlamentarios puedan incluirlas en el proceso legislativo que se está llevando a cabo y lograr, de esta manera, que la necesaria y urgente norma sobre cambio climático garantice una verdadera transición energética verde, sostenible y justa.