ODS10. El Clúster de Impacto Social de Forética identifica las claves de la acción empresarial frente a la desigualdad | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Derechos Humanos,  Participación Activa y Desarrollo de la Comunidad
Grupos de interés:
 Proveedores y Consultores

ODS10. El Clúster de Impacto Social de Forética identifica las claves de la acción empresarial frente a la desigualdad

Derechos humanos, reto demográfico y desigualdad territorial, diversidad e inclusión, componen a día de hoy la triple esfera de la desigualdad a gestionar por parte de las empresas

28-10-2020

El Clúster de Impacto Social, coordinado por Forética y compuesto por más de 50 grandes empresas -lideradas por Grupo Cooperativo Cajamar, Ibercaja e ILUNION- ha presentado el informe ‘Cerrando las brechas de desigualdad. Una oportunidad para las empresas’, que identifica las claves de la acción empresarial frente a la desigualdad. 

El estudio señala tres grandes espacios donde se espera la actuación de las empresas en materia de desigualdad desde el punto de vista de sostenibilidad: los derechos humanos (esfera personal), el reto demográfico y la desigualdad territorial (esfera regional) y diversidad e inclusión (esfera colectiva).

El informe recoge tendencias clave, retos y vías de actuación en cada uno de estos ámbitos, en un contexto marcado por los efectos de la COVID-19 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), que sitúan la desigualdad en el centro de su propuesta de acción. Esto queda explicitado de manera directa en el ODS 10, ‘Reducción de desigualdades’ y en otros como el ODS 1 ‘Fin de la pobreza’, el ODS 4 ‘Educación de calidad’, el ODS 5 ‘Igualdad de género’ y el ODS 8 ‘Trabajo decente y crecimiento económico’, sirviendo como hoja de ruta para trazar la acción empresarial.
 
Como destaca Germán Granda, Director General de Forética, “la lucha frente a la desigualdad tiene grandes impactos en la creación o el impulso de modelos de negocio sostenibles, situándose en el centro de muchas de las estrategias y ocupando un espacio importante en la ‘S’ social, dentro del ya consolidado esquema ESG (ambiental, social y buen gobierno, por sus siglas en inglés). Por todo ello, las empresas tienen grandes oportunidades en este ámbito y, especialmente ante la actual crisis, se requiere de una mayor acción y ambición para generar un impacto social positivo. Sin duda, aquellas empresas con mayores niveles de integración de los aspectos ESG van a ser las mejores preparadas para la reconstrucción social y económica necesaria”. 

Como primer ámbito de acción relevante, el estudio señala cuatro palancas clave de acción en materia de derechos humanos desde el ángulo empresarial: mayor concienciación y liderazgo por parte de la alta dirección, nuevas herramientas empresariales que permitan una mayor transparencia a las empresas, fuerte impulso normativo a nivel europeo y nacional -como la Ley de Divulgación de Información no Financiera y Diversidad o la propuesta de la Comisión Europea de una normativa en diligencia debida en 2021- y una creciente demanda de los consumidores.

En cuanto al reto demográfico y la desigualdad territorial, tema que se ha situado como foco prioritario en la agenda pública a nivel nacional e internacional, el informe destaca cuatro acciones de liderazgo empresarial en este ámbito: el desarrollo de iniciativas de gestión del talento que favorezcan la flexibilidad laboral y la movilidad, el fomento de políticas de trabajo por objetivos, la promoción de ecosistemas de innovación y emprendimiento rural, y el apoyo a proyectos de inversión estratégica en la comunidad en entornos rurales.
 
Como tercera esfera de actuación, el estudio señala la importancia de una gestión activa de la diversidad, elemento clave en la acción empresarial frente a la desigualdad. En este sentido, se recogen ocho pasos para la gestión de la diversidad en las empresas: el compromiso del máximo órgano de gobierno de la organización, la identificación de los perfiles de diversidad, la inclusión de la diversidad en los procesos de selección, su integración de forma transversal en todas las acciones de la compañía, el diseño de estrategias de diversidad e inclusión, la definición de un plan de acción ante posibles casos de discriminación, el establecimiento de alianzas y la formación y sensibilización interna.

Actuación empresarial frente a la diversidad 

En palabras de Ricardo Trujillo, Responsable del Clúster de Impacto Social de Forética, “traducir el ámbito de la actuación empresarial frente a la desigualdad a acciones, objetivos y compromisos concretos significa, por un lado, analizar cuáles son sus fenómenos más significativos en la actualidad y, por otro, comprender en qué contexto y bajo qué parámetros se pueden medir. El informe que presentamos hoy en el marco del Clúster determina cuáles son las iniciativas públicas y privadas más relevantes y visibiliza las oportunidades que las empresas tienen a la hora de fortalecer su actuación, situando a las personas en el centro de su estrategia”. 
 
Por parte del Ministerio de Derechos Sociales y Agenda 2030, el evento ha sido inaugurado por Gabriel Castañares, Director General de Políticas Palanca para el Cumplimiento de la Agenda 2030 de Secretaría de Estado para la Agenda 2030.
 
Las experiencias de actuación empresarial frente a la desigualdad han sido presentadas por María López Fernández, Directora de Finanzas Sostenibles y Economía Social de Grupo Cooperativo Cajamar; Esther Burges, Jefe de Comunicación Interna y Experiencia del Empleado de Ibercaja; y Fernando Riaño Riaño, Director de RSC/Sostenibilidad y Relaciones Institucionales de Grupo Social ONCE (ONCE, ILUNION, Fundación ONCE).
 
Además, el encuentro ha contado con la participación de Dan Neale, Lead Social Transformation de la World Benchmarking Alliance (WBA). Esta organización internacional, de la que forma parte Forética, reúne a una amplia variedad de grupos de interés –desde redes empresariales y sociedad civil hasta instituciones financieras y organismos multilaterales- con los ODS en su foco de trabajo, que se centra en la publicación de distintos benchmarks y rankings sobre desarrollo sostenible desde el ángulo empresarial.
 
El Clúster de Impacto Social en 2020 está liderado por Grupo Cooperativo Cajamar, Ibercaja e ILUNION. La plataforma está compuesta además por las siguientes empresas: Accenture, Adif, Alsea, Atresmedia, Bankia, Bankinter, Calidad Pascual, Chiesi, Campofrío, Cecabank, Cerealto Siro Foods, Cepsa, CIE Automotive, DHL, Ecoembes, El Corte Inglés, Emasesa, Enagás, Enaire, Endesa, Enresa, Enusa, Everis, Ferrovial, Gestamp, Grupo Antolín, Grupo EULEN, GSK, Iberdrola, ICO, IKEA, ING, KPMG, LafargeHolcim, Lilly, Mercadona, Mutua Madrileña, Naturgy, OHL, Paradores, QuirónSalud, Reale Seguros, Red Eléctrica España, Sacyr, Sanitas, Santander, Urbaser, Vía Célere y Zurich.
 
Concretamente, el informe presentado engloba más de 20 iniciativas de acción que están posicionando a las empresas del Clúster a situarse como referentes a la hora de contribuir a cerrar las brechas de desigualdad.