Abran paso, mujeres liderando | Corresponsables.com España
ISO 26000:
 Gobernanza

Abran paso, mujeres liderando

08-03-2018

Las mujeres somos la mitad de la sociedad, el 60% de los licenciados universitarios en España, finalizamos los programas oficiales de posgrado en un número superior a los hombres y tenemos mejores expedientes académicos. Sin embargo, este progreso en nuestros niveles educativos y formativos no se han trasladado al mundo de la empresa.

Aunque hemos avanzado mucho en las últimas décadas, desde 2016 los datos revelan un estancamiento en el acceso de las mujeres a posiciones de liderazgo.  En las empresas del mercado continuo solo el 19,15% de los consejeros son mujeres. En los consejos de 15 de las empresas del mercado continuo no hay mujeres. En las empresas del Ibex, sólo un 4,7% de las consejeras tiene funciones ejecutivas. Además, solo dos mujeres presiden consejos.

Estamos aún muy lejos del 40% de presencia femenina en los consejos de administración de las empresas recomendada por la Ley Orgánica 3/2007 para la Igualdad Efectiva de Hombres y Mujeres y lejos también del 30% que reclaman la Unión Europea y la Comisión Nacional del Mercado de Valores.

La cuestión es ésta: si no es un problema de mérito, ni de capacidad, ni de voluntad, ¿por qué las mujeres podemos llegar a mandos intermedios, pero no a las cúpulas directivas? Una de las principales barreras con las que tropezamos en el camino es la dificultad para conciliar vida personal y profesional.

Lo que queremos es un nuevo panorama social y empresarial, que deje atrás premisas antiguas y sexistas que sitúan al hombre como el principal responsable del sustento del hogar y a la mujer como cuidadora de hijos y familiares.

Las mujeres debemos contar con el respaldo necesario para desarrollarnos profesionalmente, empezando por la puesta en marcha de procesos de selección inclusivos, basados en mérito y que sirvan para visibilizar el trabajo de las mujeres.

Promocionar el talento y el liderazgo femenino son los objetivos que tiene FEDEPE desde sus inicios hace casi treinta años. En estas tres décadas hemos conseguido importantes avances, pero aún queda mucho por hacer en materia de igualdad.

Tenemos aún asignaturas pendientes como educar en igualdad, equiparar los permisos de maternidad y paternidad, establecer horarios racionales, favorecer la flexibilidad laboral, acabar con la brecha salarial y poner fin a la precariedad laboral que sufren millones de mujeres.

Terminar con todas estas barreras, brechas, techos y desigualdades no es únicamente una cuestión de justicia social. Es también un rasgo de progreso porque la diversidad enriquece nuestros equipos y es una apuesta segura y una fuente de riqueza.

Todos los estudios demuestran con más mujeres en la dirección de las empresas, se incrementan los resultados económicos. Aprovechar al máximo el talento femenino es también una cuestión de productividad.

El pasado mes de noviembre, la federación que presido publicó un libro titulado “Ahora contamos nosotras” con el propósito de celebrar el 25 aniversario de los Premios FEDEPE, danto a conocer el testimonio de 25 mujeres que ponen rostro al liderazgo femenino en España en el último cuarto de siglo.

Son mujeres de distintas épocas, de distintas profesiones, que tienen en común la pasión por lo que hacen. Hay banqueras, ejecutivas, empresarias, políticas, bailarinas, deportistas, periodistas, cineastas, científicas, médicas, historiadoras, directoras de orquesta… Mujeres que han triunfado en sus distintos campos y que se han convertido en un referente para todas nosotras.   

Ellas nos enseñan que podemos conseguir nuestros sueños con trabajo y talento y sin necesidad de renunciar a nuestro desarrollo personal y familiar. Entre esas mujeres se encuentra Belén Frau, importante directiva de la multinacional sueca Ikea. Ella nos anima a tener autoconfianza en nuestro liderazgo porque “la oportunidad de acceder a puestos de responsabilidad que tradicionalmente han pertenecido a los hombres también tiene que nacer de nuestra propia valentía”.

Termino esta reflexión haciéndome eco de las palabras de otra de las mujeres que participa en nuestro libro, una de las directivas españolas más solventes del panorama actual. Amparo Moraleda nos da una de las claves de su éxito profesional, un mantra que le acompaña desde el inicio de su carrera: “¿Qué he aprendido hoy? ¿Qué he enseñado hoy? ¿Qué he hecho mal? ¿Qué he hecho bien? ¿Qué podría hacerse mejor?”.

Si como ella todos nos hiciéramos esas mismas preguntas cada día, conseguiríamos acabar con las desigualdades y construiríamos juntos un mundo abierto a la diversidad, a las oportunidades y al talento y liderazgo femeninos.