"Estamos elaborando una política energética con consejos para reducir el consumo innecesario de electricidad" | Corresponsables.com España

"Estamos elaborando una política energética con consejos para reducir el consumo innecesario de electricidad"

Entrevistamos a Santiago Mayoralas CFO de Panda Security

18-12-2018
Escucha esta página utilizando ReadSpeaker

¿Puede hablarnos de la Reponsabilidad Social de su organización, de cómo ha evolucionado estos años hasta la actualidad y cuáles son actualmente sus principales áreas estratégicas? 

En Panda Security estamos convencidos de que las empresas tenemos una responsabilidad con la sociedad en la que desarrollamos nuestra actividad económica. El objetivo que Panda Security persigue a través de sus acciones como empresa socialmente responsable podríamos decir que gira en torno a dos ejes fundamentales: las personas y el medio ambiente.

Partiendo de esta base, la responsabilidad social empresarial está integrada en nuestra filosofía de empresa y forma parte de nuestra visión como forma de actuar y de hacer las cosas los 365 días del año. Este compromiso lo hemos ido adquiriendo a lo largo de los 28 años de vida de Panda, y es un área en la que estamos en constante aprendizaje. Al fin y al cabo, lo que buscamos es ser cada día mejor como empresa responsable hacia las personas -nuestros empleados, hacia nuestra sociedad y hacia nuestros clientes y accionistas- así como el entorno en el que desarrollamos nuestra actividad- medio ambiente-. 

Por un lado, buscamos hacer realidad proyectos que contribuyan al uso seguro de las nuevas tecnologías y fomenten el acceso universal e igualitario a la Sociedad de la Información, dentro de los cuales hemos incluido acciones específicas para los colectivos más desprotegidos, y muy especialmente a favor de la infancia y discapacitados.

Haciendo un repaso a las que han sido nuestras principales áreas de trabajo en este campo de la RSE encontramos:

  • Educación: la cultura y el conocimiento, factores que favorecen el desarrollo de lasociedad y la igualdad de oportunidades entre las personas, son asimismo objeto de nuestra colaboración. El proyecto “Internet en buenas manos” fue una campaña destinada a concienciar al entorno familiar de la necesidad de hacer un uso más seguro y responsable de la Red. Dirigida tanto a padres como a niños y adolescentes y a personas de la tercera edad, está en línea con las cláusulas recogidas en el Plan Estatal Nacional de Infancia y Adolescencia 2013-2016, El Plan contempló la implantación de una serie de medidas para reforzar los niveles de seguridad en Internet y evitar abusos o situaciones de explotación sexual en niños y adolescentes. Fue en este contexto donde prácticas como el “ciberacoso“, “ciberbullyng” o “childgrooming” se introdujeron, entre otras, como nuevos tipos delictivos en el actual Código Penal. También con el patrocinio de la película “Open Windows”, protagonizada por Elijah Wood y Sasha.
  •  Empleo e integración: Panda Security favorece el empleo, facilitando el acceso a oportunidades de trabajo y siguiendo los principios de igualdad, diversidad y no discriminación. Colaboración con la Fundación Stela en su Proyecto Stela cuyo objetivo principal es facilitar y promover la inserción social y laboral de personas con síndrome de Down y otras discapacidades intelectuales.
  • Superación y deportividad con la colaboración de Special Olympics, que fomenta el deporte como forma de estímulo e integración de las personas con discapacidad intelectual. Nuestra colaboración con ellos supone apoyar unos valores en los que nosotros creemos -perseverancia, entusiasmo, afán de superación- y que Special Olympics fomenta entre las personas con discapacidad intelectual a través del deporte. 
  • Liderazgo y pasión con el patrocinio de del atleta paralímpico Javier Conde, especializado en las pruebas de larga distancia, en las que ha conseguido magníficos resultados. Entre otros, ha logrado establecer más de diez records mundiales en distancias como los 1.500, los 5.000 y los 10.000 metros.
  • Medio ambiente: trabajamos con WWF, una de las mayores y más eficaces organizaciones mundiales independientes dedicadas a la conservación de la naturaleza. Panda apoya las iniciativas que WWF lleva a cabo en distintas partes del mundo para proteger tanto la naturaleza como los animales y, siguiendo en esta senda, iniciamos nuestro propio proyecto: Panda Green. Nuestra principal misión es promover estos valores y hacerlos propio, como parte de nuestra cultura organizacional, generando un impacto positivo en la sociedad.

¿Qué iniciativas o proyectos nos podría compartir de su estrategia de Responsabilidad Social, y cuáles son sus principales beneficios y beneficiarios? 

En general, sin pensamos en los beneficios y en los beneficiarios, una cosa es la que tenemos clara: las empresas que demuestran estar comprometidas con generar un impacto positivo en sus comunidades atraen y retienen talento más comprometido; favoreciendo la productividad y el buen ambiente de trabajo.

Las acciones destacadas anteriormente, girando siempre alrededor de las personas y el medio ambiente, han sido nuestras iniciativas más destacadas. Y como, al fin y al cabo, uno va de la mano del otro, este año hemos puesto el foco en el medio ambiente con nuestro proyecto Panda Green.

Panda es una compañía Verde con un corazón Azul. El respeto al medio ambiente dentro de nuestras actividades, la minimización del impacto ambiental de éstas y la apuesta por el e-commerce son parte de la política de Panda. Además, la compañía colabora en proyectos de protección del medio ambiente que contribuyan a la preservación de los recursos naturales para las futuras generaciones.

Por este motivo nos hemos sumado al movimiento de Green Companies adoptando estrategias de eco-eficiencia para hacer de Panda un entorno más ecológico y saludable. El reciclaje, los servicios ecológicos, la alimentación y el ejercicio, el aprovechamiento de la energía y el respeto al medioambiente son valores que Panda adquiere con este compromiso.

El objetivo es que los empleados se sientan mejor, con más energía y que disfruten de un lugar más sano tanto para ellos como para el medioambiente. Pero ser verdes no se puede quedar solo en palabras. Estamos adaptando estrategias de eco-eficiencia para limitar las emisiones de gases de efecto invernadero, reducir el consumo de energía, minimizar la generación de contaminación y fomentar la reducción de residuos plásticos no reutilizables. Y esto se ha hecho patente ya en algunas de las acciones que se han activado en nuestras oficinas, como por ejemplo:
 
-No queremos usar plástico de un solo uso en la oficina: Hemos cambiado el sistema de abastecimiento del agua para eliminar los bidones y los vasos de plástico por vidrio.

-Nuestra energía es más verde: Desde septiembre la energía que utilizamos en Panda es mayoritariamente energía verde, y estamos trabajando para hacer la transición de toda la iluminación a energía LED sostenible

-Por un consumo energético responsable: Estamos elaborando una política energética con consejos para reducir el consumo innecesario de electricidad. Es importante que todos seamos conscientes de lo importante que es apagar luces y cerrar grifos inmediatamente después de utilizarlos. 

Y esto es solo la primera fase del proyecto, el que está directamente relacionado con el medio ambiente. En los próximos meses pasaremos al ámbito personas, con acciones destinadas al employer branding implementando acciones que promuevan un estilo de vida saludable entre nuestros empleados para incentivar el deporte, así como campañas que buscan incentivar hábitos de alimentación más saludable y poniendo a disposición de los empleados proveedores también Green para alcanzar con mayor facilidad estos objetivos: un vending más salidable, contratación de caterings sostenible, etc

¿Qué importancia tiene para su entidad la comunicación de la Responsabilidad Social y cómo lo trabajan?
 
Para Panda es muy importante dar a conocer nuestro compromiso en esta área, ya que los beneficios de la RSE alcanzan no solo a la rentabilidad de la empresa, sino también a los múltiples grupos de interés que abarcan desde proveedores hasta clientes, inversionistas y comunidades en que la marca comprometida tiene operaciones. Y si existe este plan, hay que comunicarlo de una manera bidireccional: de dentro hacia fuera y dentro del propio equipo.

En el caso del proyecto que nos compete este año, Panda Green, hemos elaborado una guía donde podéis consultar los consejos imprescindibles a tener en cuenta a la hora de crear espacios de trabajo sostenibles, y que es la base de nuestra comunicación.

La promoción de iniciativas propias, y sumarnos al carro de proyectos ya iniciados por organizaciones, como estudios o investigaciones en los que estamos interesados en volver a ganar visibilidad con nuestra participación, son básicos en esta labor informativa y de concienciación. Me refiero, por ejemplo, a colaboraciones como la que estamos desarrollando con el Equipo de Investigación WANT - Prevención Psicosocial y Organizaciones Saludables de la Universitat Jaume I, que realizó un estudio piloto exclusivo para Panda Security España (solo Madrid), sobre el desarrollo de la gestión de la diversidad en Organizaciones
Saludables y Resilientes y cuya segunda fase del proyecto permitirá poner medidas concretas para palicar la psicología positiva en el trabajo. O nuestra candidatura al Premio Príncipe Felipe –en su momento- y la obtención en 2009 del premio a la Excelencia Empresarial, en la modalidad de Sociedad de la Información.

Por lo tanto, reconocimientos y acciones que hay que potenciar para demostrar que existe un proyecto sólido, y en cuya comunicación debemos trabajar para hacerlo más extensible a todos. Y en eso estamos, intentando mejorar.

¿Cuál considera que es la situación actual de la RSE en nuestro país y sus principales barreras y desafíos de futuro? 
 
Creo firmemente en que la importancia de la responsabilidad social para las organizaciones radica en la construcción del desarrollo sostenible. Se trata de un sistema de gestión que beneficia a empresas, colaboradores, organizaciones de la sociedad civil y otros grupos de interés.

Hay que tener en cuenta factores que han influido en la definición del concepto y que han marcado la manera de hacer RSE, como han sido la crisis económica y la transformación digital de las empresas.

Si tengo que hablar de la situación actual de la RSE en nuestro país considero que conceptualmente, la RSE, que nació para favorecer una globalización íntegra reduciendo impactos sociales, laborales y ambientales, no ha terminado de ocupar ese espacio. Aún no ha calado que la RSE no tanto tiene que ver con lo que se dona a causas sociales, sino con la manera en la que toman las decisiones para generar los ingresos de manera sostenible y honesta. Por tanto, la ecuación competitividad-responsabilidad no preside todavía las políticas para la modernización económica o para la innovación social. En el mundo empresarial y de las administraciones públicas que practican la RSE en el seno de sus actividades son la excepción, no la regla. Existe una falta de credibilidad. Muchos ciudadanos atribuyen a empresas y directivos, comportamientos poco responsables e incoherentes con las proclamas de RSE de sus marcas.

Las principales líneas de avance a seguir para asegurar la continuidad de estas políticas pasan por promover la incorporación de políticas y principios de RS en las aulas y, singularmente, en el proceso de toma de decisiones. Además, no debemos olvidar un concepto clave: la transparencia no solo es hoy un imperativo social sino, además de una obligación, siendo el mejor antídoto contra la propia corrupción.

Otro punto a tratar en el futuro de la RSE es combatir la desigualdad, en el ámbito social más amplio, y en el empresarial. Además de abordar los nuevos debates éticos que plantea la transformación digital en las empresas (robotización, AI…) Ya no existen estrategias digitales de RSE, sino estrategias de RSE en un mundo empresarial digitalizado.
 
Se ha dicho que la RSE no avanzará si no hay una sociedad exigente y una ciudadanía responsable. Pero esos valores no surgen por generación espontánea, sino como consecuencia de políticas integrales que las fomentan, como los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que definen la agenda de desarrollo hasta el 2030.

¿Y cuáles son los próximos retos y desafíos de su organización en esta materia y cómo los piensan llevar a cabo?

Desde Panda somos firmes defensores de la idea de que las empresas que se preocupan por la vida de las personas que están fuera de los límites de sus negocios tienen más probabilidades de crear un ambiente positivo. Por este motivo, como toda empresa, nuestros retos de negocio pasan por mejorar nuestras soluciones y nuestras ventas, pero también nuestro entorno y nuestras condiciones para conseguir un clima cada vez más agradable, atractivo y motivador. Porque queremos que
nuestros empleados estén orgullosos de ser Panda.
 
Ese es nuestro principal reto y objetivo. Mejorar para que en la empresa se trabaje más a gusto todavía, y que los empleados se sientan valorados, alcanzando acuerdos como los comentados, que impliquen mejoras significativas en la calidad de nuestra vida laboral ypersonal.