El voluntariado corporativo, una de las palancas que mueve Endesa | Corresponsables.com España

El voluntariado corporativo, una de las palancas que mueve Endesa

Desde 2015 han sido 950 los empleados que han participado en acciones de voluntariado corporativo

05-12-2017
José Manuel Pardos, responsable de Gestión del Cambio y Sostenibilidad de Recursos Humanos de Endesa



Cuando hablamos de la aportación de una empresa al entorno en el que ésta realiza su actividad debemos tener en cuenta tanto lo que aporta su negocio a la sociedad como las personas que trabajan en la compañía. A esto nos referimos como voluntariado corporativo, es decir, aquel que realizan los miembros de una empresa de manera voluntaria, no remunerada y estructurada, en forma de actividades organizadas para el beneficio de un colectivo vulnerable.

Endesa ha apostado desde sus orígenes por la promoción de estas acciones. Por ello coopera en  numerosos proyectos de desarrollo social con la implicación de sus empleados. Este voluntariado actúa como catalizador del resto de iniciativas e incrementa la cercanía e involucración de la empresa con sus grupos de interés. Además de contribuir con aquellos colectivos más vulnerables, Endesa apoya este tipo de voluntariado al ser una oportunidad para el desarrollo de las habilidades de sus profesionales. Para Endesa supone un orgullo poner en valor que desde 2015 han sido 950 los empleados que han participado en acciones de voluntariado corporativo, que con sus acciones han beneficiado a 2.186 personas de los cuales la mayoría son jóvenes estudiantes, desempleados o personas en situación vulnerable.

En la actualidad la compañía centra sus esfuerzos en distintos tipos de iniciativas. En primer lugar, lleva a cabo proyectos de ayuda a personas en riesgo de exclusión social, para que desarrollen sus conocimientos y habilidades que les permitan reincorporarse al mundo laboral. Es el ejemplo del proyecto “Sabes más si compartes lo que sabes”, en colaboración con Fundación Randstad, que promueve la integración de personas mayores de 45 años con más de un año en desempleo. Este proyecto que se viene realizando desde 2014 en Barcelona, Las Palmas de Gran Canaria, Madrid y Sevilla, cuenta con la participación de los empleados de Endesa que son los encargados de formar a estos colectivos en materias como: inglés, entrevistas de trabajo y optimización de energía, entre otros.

En esta misma línea, se encuentran otros tres proyectos como son: “Energía para el futuro”,  “Hablemos sin barreras” y el “Proyecto Coach”. “Energía para el futuro” tiene por objetivo mejorar la empleabilidad en el sector energético de jóvenes en riesgo de exclusión social, alineado con las necesidades del mercado laboral y cercano al mundo de la empresa. Actualmente, está en marcha en As Pontes (A Coruña) y en Tenerife. El segundo proyecto, en colaboración con la Fundación Universia, es “Hablemos sin barreras” para mejorar las competencias en inglés, italiano y portugués de jóvenes universitarios con alguna discapacidad mediante sesiones de conversación telefónica. La finalidad es que los estudiantes adquieran fluidez con el idioma para desenvolverse en el ámbito profesional. El último proyecto dentro de esta línea de actuación es el “Proyecto Coach”, que promueve la Fundación Exit, en el que Endesa colabora desde 2013. Desde entonces, los voluntarios de Endesa han participado en las ediciones de Barcelona, Madrid, Zaragoza, Palma de Mallorca y Sevilla. Este voluntariado consiste en reforzar las habilidades y motivar a jóvenes en riesgo de exclusión social para continuar con sus estudios, incidiendo en incrementar su autoestima, motivación y ayudar a su orientación profesional. En total, se han beneficiado 269 jóvenes.

Otra línea de actuación del voluntariado corporativo en Endesa son los proyectos enfocados a ayudar a mujeres víctimas de violencia de género. Es el caso del programa formativo con el que Endesa, en colaboración con la Fundación Integra, ayuda desde 2016 a mujeres dentro de este colectivo. En concreto se han realizado ediciones en Sevilla, Barcelona y, a partir de este año, también en Madrid.

Pero si cabe destacar la línea de actuación más ligada al negocio y actividad de la Compañía, ésta es la que se realiza a través del proyecto de “Voluntariado Energético”, en la que los voluntarios de Endesa participan, en colaboración con la Fundación ECODES (Fundación Ecología y Desarrollo). Este Voluntariado Energético va dirigido a hogares que se encuentran en situación de pobreza energética, con una actuación a dos niveles: recomendaciones para que estas familias optimicen su factura eléctrica, y rebajen su consumo energético; y también, a través de la identificación de situaciones de riesgo en sus instalaciones eléctricas, para posteriormente ser corregidas por instaladores certificados.

Endesa participa en este programa aportando voluntarios para realizar el trabajo de campo con las familias, y asumiendo el coste tanto de los materiales como de la implementación del programa. En 2016 participaron 41 voluntarios en dos proyectos piloto, en Zaragoza y Barcelona, beneficiando a un total de 241 personas (entre beneficiarios directos e indirectos). Tras estos buenos resultados obtenidos, en 2017 se decidió ampliar el proyecto a nivel nacional incorporando tres nuevas localidades a las anteriores (Sevilla, Candelaria en Tenerife y Puerto del Rosario en Fuerteventura). En esta ocasión han sido más de 107 empleados participantes y 122 las familias directamente beneficiadas.

Igualmente, en 2017 empleados de Endesa han realizado aportaciones voluntarias de ayuda a través de su participación en eventos puntuales como son: el Día Solidario de las Empresas en Zaragoza, a beneficio de jóvenes con discapacidad intelectual; carreras solidarias, como la III Carrera Atades Por un Nuevo Cole, también en Zaragoza, o la Carrera Hay Salida a la violencia de género en Madrid; Así como recogidas de alimentos en varias sedes de Endesa (Madrid, Barcelona, Sevilla, Zaragoza, Canarias, Baleares, As Pontes y Ponferrada) en diferentes periodos del año.

Con todas estas acciones que realizan los empleados de Endesa se contribuye con la sociedad ayudando a los colectivos más necesitados. Y si cabe, como en el caso del Voluntariado Energético, se busca ayudar en el sector propio. De esta forma, el empleado se convierte de manera voluntaria en un excelente embajador del compromiso de la compañía.

Comentarios