33.000 pisos a disposición de las familias con menos recursos | Corresponsables.com España

33.000 pisos a disposición de las familias con menos recursos

10-10-2017

CaixaBank y la Fundación Bancaria “la Caixa” disponen del mayor parque privado de viviendas sociales del país. Se trata de 30.000 viviendas, distribuidas por toda España, con alquileres por debajo de los precios de mercado, con rentas mensuales a partir de 85 euros al mes. A ese parque de viviendas hay que sumar los 3.300 pisos que CaixaBank aporta al Fondo Social de Viviendas del Gobierno de España, siendo la entidad que más viviendas aporta, muy por encima de su compromiso inicial situado en las 1.085.

En conjunto, más de 33.000 viviendas, 10.000 de las cuales se gestionan en colaboración con la Obra Social “la Caixa”, en el marco de dos programas específicos: alquiler solidario centralizado y alquiler solidario descentralizado. El primer programa va dirigido a aquellas personas que han visto afectadas negativamente sus ingresos a raíz de la crisis económica y está en marcha desde 2011. Por su parte, el alquiler solidario descentralizado se dirige a las personas que han sufrido una dación hipotecaria o una dación en pago y se creó en 2012. 

Plan de ayudas al cliente hipotecario

CaixaBank puso en marcha en 2009 un plan de ayudas para aquellas familias con problemas para hacer frente al pago de la hipoteca de su vivienda habitual. Además, fue la primera entidad financiera del mercado español en crear un equipo especializado en ofrecer soluciones personalizadas a este segmento de clientes. Por otro lado, en 2013, puso en marcha el Servicio de Atención al Cliente Hipotecario (SACH), cuyo objetivo es la detección de situaciones de riesgo que afecten a los clientes, velando por el asesoramiento y el acompañamiento en el proceso de ejecución hipotecaria.

El plan de ayudas contempla diferentes soluciones como períodos de carencia de capital, que permite reducir la cuota aproximadamente en un 30%, o períodos de espera durante los cuales se aplaza el pago de las cuotas, tanto de capital como de intereses. Otra de las soluciones que se ofrecen es la reestructuración de la deuda, que permite adecuar la cuota que paga el cliente a su capacidad de devolución actual y futura.

Las soluciones pasan incluso por la dación en pago, una medida por la que la entidad acepta el inmueble a cambio de la cancelación de la deuda hipotecaria. Desde 2009 CaixaBank ha firmado más de 22.000 daciones en pago. Además, en más de la mitad de los casos, las familias se quedaron viviendo en el mismo inmueble a cambio de pagar un alquiler.

Desde 2009 se han formalizado más de 560.000 reestructuraciones que han ayudado a solucionar la situación de 335.000 clientes.

Comentarios